fbpx

Clase de yoga para embarazadas en Om mamá

¿Te has preguntado alguna vez como es una clase de yoga prenatal? ¿qué diferencias hay entre una clase de yoga normal y otra para embarazadas? La principal diferencia es que las clases de yoga prenatal se diseñan teniendo en cuenta las necesidades de la mujer en esta etapa, los cambios que se producen a nivel físico, hormonal, fisiológico y emocional, por lo tanto las asanas que realizamos en cada etapa del embarazo van a acompañar estos cambios, prevenir y mejorar las tipicas dolencias del embarazo y prepararnos para el momento del parto.

A continuación te cuento como es una clase de yoga prenatal en Om Mamá. Lo primero que tienes que hacer es buscar un lugar tranquilo donde puedas realizar la clase sin que nadie te interrumpa, extiende tu esterilla, conéctate a la clase con el enlace que previamente te habré facilitado y comenzamos.

embarazo parto

Nos sentamos en sukasana, adaptando la postura a nuestras necesidades y comenzamos con una pequeña introspección observando nuestra respiración, conectando con el momento presente y también con el bebé que crece en nuestro interior.

¿Te has dado cuenta de que el bebé está en constante movimiento? siempre está acunado por tu respiración. Puedes observarlo colocando tus manos en tu vientre, visualiza a tu bebé y observa como cuando inhalas el bebé va hacia tus manos y al exhalar vuelve hacia tu espalda.

Comenzamos con las asanas, adaptando nuestra práctica a nuestra semana de gestación y a nuestras necesidades siempre coordinando el movimiento con una respiración consciente.

El diafragma tiene forma de cúpula en su parte frontal y rodea las costillas por su parte interna, en la inhalación el diafragma desciende.  Durante el embarazo, al descender, se encuentra con el bebé,  por eso sentimos que nuestra capacidad pulmonar desciende. Con la práctica de las asanas y la respiración vamos abrir nuevos espacios, modificando las fibras del diafragma permitiendo que entre más oxígeno para nosotras y para nuestro bebé. La respiración durante el parto también es importante, aprenderemos a manejar el dolor y la relajación durante el parto a través de la respiración.

Durante la clase realizaremos asanas y movimientos que nos ayudarán a crear memoria corporal para el día del parto. El bebé para nacer, realiza una serie de giros descendiendo por el canal de parto. Instintivamente, las mujeres acompañamos esos giros con una serie de movimientos que ayudarán al bebé en su descenso además de aliviar el dolor en el parto ¡El parto es movimiento! Realizar estos movimientos durante las clases nos familiariza con ellos y favorece que el día del parto no tengamos “que pensar que hacer” y así podamos mantener el neocortex en un segundo plano.

Después de la práctica de asanas, cerramos la clase con una relajación final, así nuestro cuerpo asimilará todos los beneficios de la práctica.

Con la práctica de yoga prenatal conoceremos nuestro ser en mayor profundidad al tomar conciencia de nuestras emociones, nuestra actividad mental, nuestra respiración y nuestro cuerpo. Ampliaremos nuestro esquema corporal y la propiocepción de nuestro cuerpo ayudándonos a integrar los cambios producidos durante el embarazo y preparándonos para el momento del parto.

¿Te gustaría probar una clase? escríbeme a info@ommama.es y te daré cita para que hagas una clase de prueba,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *